El pastelero Paco Torreblanca habló de arte y creatividad en el Club de Encuentro

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Uno de los reposteros más importantes que ha dado la gastronomía española, el pastelero alicantino Paco Torreblanca, ha estado en el Club de Encuentro con una conferencia en la que se habló de arte y de gastronomía, dos disciplinas que para el invitado de Elda están entrelazadas. Andreea Hancu, miembro de la Junta Directiva, fue la encargada de presentar al conferenciante, del que dijo que venía a “hablar del arte de la repostería y del arte de la vida”. Hancu puso de manifiesto el interés del Club de Encuentro por diversificar en los temas que normalmente se suelen tratar en la institución, además de destacar la importancia de este valenciano universal. “Sus creaciones no solo son degustadas, también son admiradas porque son obras de arte”, concluyó después de hacer un repaso por su trayectoria profesional, pero también vital. 

Bajo el título “El arte efímero y la creatividad”, el repostero ofreció una amena charla en la que a través de diferentes vídeos, fue desgranando partes de su vida y de su trabajo como pastelero. Un tema que el invitado ya había tratado anteriormente en una universidad de Nueva York. Torreblanca comenzó haciendo referencia al homenaje que le habían hecho recientemente en Alicante con la presencia de 21 estrellas Michelin antes de pasar a los vídeos en los que se demuestra como el azúcar y el chocolate también pueden convertirse en obras de arte.  “Creemos que somos únicos, pero hay coincidencia en el tiempo y en el espacio. Mi objetivo con este trabajo era hacer una comparativa de mi disciplina con otras artes. En él se ve algunas coincidencias con otros artistas, a algunos los conocía, a otros no”, explicó.

Torreblanca habló de su infancia y de su paso por Francia, del hombre que le crió y le enseñó lo que es la disciplina. “Él me enseñó a comer. La vida me la enseñó él”, dijo. A pesar de los años que pasó en París, el invitado reconoció que “lo mejor que me pasó fue volver a España” para a continuación explicar su proceso creativo con imágenes. En los vídeos se pudieron ver sus obras al lado de trabajos de escultores, pintores o arquitectos como Jean Arp, Janine Antoni, Oteiza, Mario Merz, Anne Truitt, Frank Ghery o Agustin Ibarrola.

El pastelero también habló de sus fracasos y se mostró orgullo de haberlos superado. “Entendí entonces la fuerza de mi familia y que las cosas no son tan complejas”. Antes de concluir, Torreblanca mostró a los invitados otro vídeo protagonizado por él bajo el nombre de ‘El Alquimista’, donde el personaje recorre el mundo buscando el postre perfecto,a través de los 4 elementos. Por último, hubo tiempo para que el público formulara sus preguntas.