“Una actitud de positividad es necesaria para afrontar los próximos años”

PORTADA2

pdf_3Enric Juliana agradeció la invitación del Club y comenzó su intervención explicando la posición alemana frente a la situación económica actual, a raíz de una reciente entrevista que efectuó al Presidente del Bundesbank. “En esta entrevista acabé de entender el punto de vista alemán. Primero porque la crisis para ellos es una crisis de capacidad de competición” en la nueva escala de la economía internacional, comentó. Según Juliana, Alemania tiene que competir contra los países emergentes y se está comportando como un “BRIC”. A su vez, ellos han promovido una unión monetaria que intentan que no sea un inconveniente.

El periodista continuó hablando de cómo está viendo la crisis Francia y apuntó que puede ser el próximo país en dar algunos problemas. “No lo hemos visto todo aún en la crisis” afirmó. Respecto a España, dijo que parece que la economía ha llegado a su peor punto y que en los próximos meses puede haber señales positivas, que ya se están produciendo, sobre todo en las exportaciones. “En estos momentos estamos bajo la hegemonía del pesimismo. Hay un consenso muy amplio sobre el pesimismo”. Enric Juliana explicó por qué él apuesta por el optimismo, ya que “si seguimos bajo el influjo del pesimismo, podemos entrar en una etapa peligrosa. Para que las cosas funcionen no solo basta con las cifras, es necesaria que haya una actitud de las clases medias en el funcionamiento de las cosas”. Para Juliana, “uno debe plantearse con qué actitud debe afrontar los próximos años, sabiendo que serán años difíciles. Una cierta actitud de positividad es del todo necesaria” señaló.

El Director adjunto de La Vanguardia se refirió brevemente a la situación italiana. “Los italianos”, según dijo, a diferencia de los españoles “nunca lo ven del todo negro”. Juliana utilizó a destacados pintores para analizar la evolución de la política española de los últimos años. Así, dijo que Zapatero se correspondería “con un cuadro de Murillo”, Aznar “con los caballeros castellanos del entierro del Conde de Orgaz”, mientras que el momento actual “yo lo comparo con un cuadro de Zurbarán”.

Para el periodista catalán, “el problema más serio es que la sociedad, de forma un poco ingenua, pensó que estábamos entrando en una forma de prosperidad perpetua” y ahora ve que se está hundiendo. “Es importante crear mecanismos de corrección en España de este movimiento pendular” dijo. “Los sensores han fallado en España” afirmó y ahora se están buscando culpables: los políticos, las autonomías, la banca…

“Mi impresión es que una de las cosas que van a ocurrir en España es que en términos económicos, el país se va a bifurcar más de lo que ya está. Hay zonas del país que tienen posibilidades de recuperación y el Estado no podrá realizar las mismas funciones de reequilibrio que hasta ahora, lo que generará problemas” explicó.

Juliana habló de donde se concentrará la actividad económica europea en el 2025: Alemania y Francia, sur de Inglaterra e Italia hasta Roma. En España llegará hasta Valencia, Madrid y País Vasco. “Yo creo que ese mapa se va a cumplir casi de una forma inexorable” afirmó, lo que provocará en España dualidades.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Enric Juliana destacó la importancia que en la actualidad cumplen en España las regiones mediterráneas, “que producen el 40% de las exportaciones españolas”. Hay señales de un nuevo mapa, dijo. La España del Este, que fue importante ya hace muchos siglos, puede que vuelva a ir recuperando el poder que fue desplazado hacia el eje atlántico. El periodista habló del Arco Mediterráneo y de las características que comparten Cataluña y la Comunidad Valenciana, pero también de la complejidad que supone la competición entre ambas zonas. “Hay factores que empujan hacia la competición y otros que empujan a la cooperación” explicó y señaló algunos ejemplos como el circuito de Fórmula Uno.

Por último, Juliana se refirió a que en el futuro, las regiones como las conocemos ahora, cambiarán. “El Arco Mediterráneo y La España del Este es una de esas zonas” afirmó.